Honda anunció que su piloto de pruebas, Stefan Bradl, reemplazará a Marc Márquez en las dos carreras iniciales del campeonato 2021 de MotoGP en Qatar.

Bradl, que la temporada pasada compitió respaldado por el equipo humano que rodea a Márquez en la escudería Repsol Honda, fue de menos a más a lo largo de un ejercicio en el que terminó con la séptima posición lograda en Portimão, un circuito nada fácil y menos para un piloto que habitualmente hace las labores de probador.

Este lunes, HRC anunció que el corredor de Cervera, que lleva de baja desde la lesión que se hizo en la primera parada del calendario de 2020, tampoco reaparecerá en las dos primeras pruebas del Mundial que arranca este domingo, ambas en el circuito de Losail. La marca del ala dorada confirmó este martes por la mañana que Bradl será el sustituto del catalán.

Aunque el propio piloto alemán se encargó de adelantar su participación en ambos grandes premios ante los micrófonos de Servus TV, la cadena de televisión propiedad de Red Bull el lunes por la noche. «La lesión de Marc aún no está completamente curada. Se sometió a un injerto óseo y pasó por todo el proceso de recuperación. El lunes se decidió que tendrá que descansar durante las dos primeras carreras, en Qatar, donde le voy a reemplazar», explicó el corredor germano de 31 años, que el pasado certamen tomó parte en 11 de los 14 eventos, en los que sumó un total de 27 puntos, un bagaje que lo colocó 19º en la tabla general definitiva.

A lo largo de este invierno, Bradl fue uno de los que más giros dio por su condición de probador, circunstancia que sin duda tuvo un impacto positivo en su pretemporada, donde finalizó con el 13º mejor tiempo, a 1,1 segundos de la punta.

Eso, no obstante, despertó las críticas de algunas estructuras de la competencia, que consideraron injusto que un corredor que disputó la mayor parte del pasado campeonato y que bien podría repetir en 2021, rodara entrenamientos privados cuando el reglamento se lo prohibía al resto de sus rivales.

«Esperaba que la decisión final se tomara el miércoles o jueves pasado. Me dijeron que la decisión se tomaría el domingo porque todavía tenía consultas médicas que realizar. Al parecer, el brazo aún no está del todo recuperado y, además, tiene algún problema en el hombro. Probablemente sea la decisión acertada. Es una pena para Marc, pero una gran oportunidad para mí», completó Bradl.

S.B