Andrea Dovizioso volverá al universo del MotoGP en las próximas semanas, ya que el italiano realizará un test con la Aprilia RS-GP 2021 que competirá en el campeonato 2021 y que, manejada por primera vez en el Test Oficial de Qatar por Aleix Espargaró y Lorenzo Savadori, ofreció buenas sensaciones desde el primer momento.

Concretamente, Aprilia Racing y Dovizioso trabajarán juntos en el Circuito de Jerez – Ángel Nieto del 12 al 14 de abril, en un test privado de tres jornadas. Este movimiento supone el regreso del italiano al escenario de la categoría reina tras su adiós a Ducati al finalizar la pasada temporada.

A partir de entonces, se sucedieron los rumores sobre su futuro y ya llegó a estar en la órbita de Aprilia antes de abogar por tomarse un año sabático. Ahora, en cuestión de semanas, volverá a subirse a una MotoGP. «Me alegró el interés de Aprilia y cuando hablamos de la posibilidad de hacer este test, acepté con gusto la invitación para poder volver a manejar una moto de MotoGP y mantenerme en forma, dando mi opinión a los ingenieros. Quiero agradecer a Aprilia Racing esta oportunidad», expresó Dovizioso.

Por su parte, el CEO de Aprilia Racing, Massimo Rivola, también se pronunció al respecto. «Ha sido un placer invitar a Andrea. Los días en Jerez serán simplemente una oportunidad para conocernos mejor, también en la pista. No será un ‘matrimonio de prueba’ sino una oportunidad para dar algunas vueltas juntos sin ningún compromiso vinculante para el futuro. Conocemos bien todas las cualidades de Andrea y su contribución será importante, incluso para un único test», comentó el directivo de la fábrica italiana.

S.B

Compartir