Red Bull hizo cambios en su equipo técnico, ya que sumó al experimentado Simon Rennie como nuevo ingeniero de pista de Alex Albon a partir del Gran Premio de Gran Bretaña de este fin de semana.

Rennie trabajó con Mark Webber en su última temporada con Red Bull en 2013 y con Daniel Ricciardo de 2014 a 2018. Tras la salida del australiano del equipo hacia Renault, decidió asumir un papel en la fábrica de Milton Keynes.

Ante los problemas padecidos por Albon en el inicio de 2020 y las dificultades para familiarizarse con el complicado RB16, Red Bull decidió recuperar a Rennie para ayudar al piloto tailandés. El hasta ahora ingeniero de carrera de Albon, Mike Lugg, seguirá ligado a Red Bull pero asumirá un papel en la fábrica desde este momento.

Red Bull busca respuestas sobre por qué su RB16 no mostró el rendimiento que se esperaba, saliendo a la luz una anomalía aerodinámica en las tres primeras carreras. «Obviamente, como equipo, no ha sido un comienzo ideal de temporada, pero salvo el abandono, pudimos sumar algunos puntos», comentó Albon, refiriéndose a su abandono en el Gran Premio de Austria.

«Dicho esto, el auto sólo puede mejorar, por lo que soy optimista. Sabemos las áreas en las que debemos trabajar y Silverstone es como una carrera de casa cerca de la fábrica, una buena noticia. Esperemos conseguir un buen resultado allí, históricamente ha sido una pista bastante buena para el equipo y realmente disfruto manejando», completó Albon.

S.B

Compartir