Como era de esperar, ya empezó el apuro en Ferrari. Y eso que Charles Leclerc consiguió asegurarse un milagroso segundo puesto en el Gran Premio de Austria. Pero el SF1000 se mostró como un auto poco competitivo en la primera cita del campeonato.

De hecho, Sebastian Vettel se quejó bastante de las prestaciones del monoplaza. El alemán no estuvo bien durante todo el fin de semana y apenas rescató un punto tras arribar en el 10° puesto de la competencia.

Así las cosas, la Scuderia quiere adelantar las mejoras para el Gran Premio de Estiria de este fin de semana. En un principio tenían previsto hacerlo en Hungría, pero las urgencias van a condicionar a los de Maranello, por lo que el objetivo es contar ya con algunas o todas las piezas del paquete de actualizaciones previstas para la cita en Hungaroring.

Los italianos están trabajando al máximo en busca de «un cambio de dirección significativo en términos de desarrollo. El SF1000 no estuvo a la altura en la primera carrera. Debido a esto, el equipo de desarrollo estuvo funcionando a toda velocidad durante algún tiempo, con la esperanza de adelantar al próximo fin de semana la introducción del paquete aerodinámico programado para el Gran Premio de Hungría o, al menos, algunos de sus componentes», de acuerdo a un comunicado los de Maranello.

Por su parte, el CEO de Ferrari, Louis Camilleri, realizó una advertencia. «Debemos responder inmediatamente. Sabemos que hay mucho trabajo por hacer y no estamos en una posición en la que un equipo como Ferrari debería estar. Está claro que hay que mejorar por todos lados, la única solución es reaccionar», aseguró.

«No es que esperemos que estas nuevas partes van a cerrar completamente la diferencia con los líderes de la categoría, pero nos harán progresar en cuanto al tiempo por vuelta y permitirá al equipo estar en una mejor posición y así los pilotos podrán demostrar su talento. También nos servirá para comprobar si acertamos en la dirección del desarrollo, precisamente para ver si es posible tener mejoras en carreras consecutivas», concluyó.

S.B

Compartir