No hay día en el que Lewis Hamilton no sea noticia. Este jueves, Mercedes presentó los nuevos buzos con los que correrán sus pilotos esta temporada. Y lo que destaca es que se pasaron al negro, como ya hicieron con el auto.

El británico y Valtteri Bottas posaron con su flamante atuendo para el campeonato que empieza en Austria este fin de semana. Unos trajes que combinan con la decoración del W11 y que sirven para concienciar al mundo de que hay que luchar contra la discriminación racial. Todo esto, a raíz del asesinato del afroamericano George Floyd y el movimiento reivindicativo «Black Matter Lives» («Las Vidas Negras Importan»).

Hamilton y Bottas tendrán que hacer frente a las altas temperaturas, en las carreras europeas que se celebran este verano, vestidos de un color que no es el más apropiado para combatir el calor extremo. Habrá que ver cómo se las arreglan.

Por otro lado, desde el Reino Unido vienen informaciones que apuntan a que Hamilton habría exigido 44 millones de euros por año para renovar con Mercedes. Así lo afirman en «Daily Mail». El de Stevenage, que termina contrato al final de esta temporada, está negociando prolongar su vínculo con el equipo de Brackley. Ahora, la pelota está del lado de Toto Wolff.

Lo normal es que se llegue a un acuerdo, ya que el seis veces campeón del mundo mostró un rendimiento extraordinario. Otra cosa es que acepten esa astronómica cifra para seguir teniéndolo en el equipo. Pero lo que está claro es que Hamilton, a sus 35 años, sabe que está en el tramo final de su carrera y busca sacar lo más posible. Algo lógico por otra parte.

La renovación se ha ido postergando por la crisis provocada por la pandemia del coronavirus. Y que no haya habido carreras dilató el proceso para Mercedes, que no copió el modelo de Ferrari y McLaren, que sí se movieron en el mercado de pases. Sebastian Vettel no llegó a un acuerdo para renovar su vínculo y eso provocó la contratación de Carlos Sainz por la Scuderia. Además, Daniel Ricciardo dejará en 2021 Renault para formar parte del equipo de Woking.

Volviendo a Hamilton, el británico pide una mejora de cuatro millones de euros por año para renovar. El hexacampeón está condenado a entenderse con el equipo en el que se encumbró como uno de los más grandes de la historia. Que Sainz haya firmado por dos años con Ferrari le cerró el camino a poder vestirse de rojo. Y hay que recordar que Charles Leclerc extendió su contrato hasta 2024.

Lewis cumple este año su octavo curso con las «Flechas de Plata». Esta temporada puede alcanzar los siete títulos de Michael Schumacher. Atesora 84 victorias contra las 91 del alemán. Y en podios está por superar al «Kaiser», ya que Hamilton tiene 150, por los 155 del legendario piloto teutón. En poles, el inglés ya es el más rápido de la historia con 88.

Así que no es extraño que este piloto tan dado a usar las redes para generar conciencia social sobre varios temas sea el que más gana de la categoría. De hecho, con una fortuna estimada de 250 millones de euros, es el deportista más rico del Reino Unido.

S.B

Compartir