El próximo campeonato de la Clase 3 del Turismo Nacional será de renovación para Mariano Pernía, tras haber confirmado que utilizará el Volkswagen Vento que corrió Juan Pablo Rossotti durante la temporada pasada, continuando con la atención del Alifraco Sport, al cual llegó el 1 de septiembre de 2019, a bordo de un Hyundai Veloster, con el que completó su participación en el último certamen tras haber integrado en las primeras fechas el Torres Competición.

La sexta competencia del piloto tandilense en el equipo que dirige Walter Alifraco será con renovación deportiva, ya que tras apostar al desarrollo del Hyundai Veloster, el Volkswagen Vento aparece en su futuro deportivo. «Con el Hyundai Veloster comenzamos muy lejos en las referencias de tiempos, pero con el trabajo del Alifraco Sport y Rody Agut nos acercamos al primer lote de protagonistas. De hecho, en San Nicolás el auto funcionó muy bien todo el fin de semana, pero a falta de dos curvas para el final, un inconveniente en el motor nos dejó a pie. Más allá de que el resultado final no fue bueno, sí fue positivo haber mejorado notoriamente con el auto su rendimiento», analizó el «Galgo», ya concentrado en su renovación para 2020.

A su vez, el Alifraco Sport amplió su proyecto en el Turismo Nacional. Un nuevo Volkswagen Vento y un Kia Cerato formarán parte de la escuadra, en la que Leonel Pernía continuará con su auto y Rossotti tendrá uno nuevo, siendo para Mariano Pernía aquel que utilizara el capitalino el año pasado. «Habiendo confirmado correr con un Volkswagen Vento, acordamos días atrás la motorización del auto con Claudio Garófalo, compartiendo sus servicios con mi hermano. Creo que por delante hay una válida oportunidad para recuperar el protagonismo que tuvimos durante la primera parte del año pasado, atento al rendimiento del auto y su funcionamiento. Quedará para mí el auto que utilizó Juan Pablo Rossotti el año pasado, y él tendrá un auto nuevo», explicó quien finalizó en la 18ª posición del campeonato, producto de 100 puntos.

S.B

Compartir