Antonio Giovinazzi renovó su contrato con Alfa Romeo para la próxima temporada, lo que deja a Nico Hülkenberg sin asiento en Fórmula 1 en 2020.

El futuro de Hülkenberg es incierto desde que Renault confirmara a Esteban Ocon como compañero de equipo de Daniel Ricciardo a partir de 2020 y Haas apostase por renovar a Romain Grosjean. Alfa Romeo se había convertido en su única alternativa para seguir en la F1, pero la mejoría de Antonio Giovinazzi en la segunda mitad de su temporada de debut reforzó su posición en el equipo y este lunes, tras el GP de Estados Unidos, anunciaron de manera oficial la renovación del italiano.

Tras no haber sumado puntos en el Gran Premio de Bélgica, el piloto de 25 años sí lo hizo tanto en Italia como en Singapur, mientras que su compañero Kimi Räikkönen lleva seis carreras sin hacerlo. La competitividad de Alfa Romeo en la segunda mitad de año se desplomó, lo que combinado con la mala forma de Giovinazzi al inicio y el fuerte comienzo de Räikkönen hace que todavía estén muy separados en la tabla de puntos.

Sin embargo, Alfa Romeo señaló que el progreso de Giovinazzi es el factor más importante para seguir juntos de cara a 2020, donde seguirá formando equipo con el finlandés. «A Antonio le fue muy bien este año y estoy muy contento de poder confirmar que se quedará con Alfa Romeo Racing para 2020», afirmó el director Frédéric Vasseur en el comunicado del anuncio.

«La forma en que se integró al equipo y mejoró de manera constante durante su primera temporada completa en la categoría es muy prometedora y deseamos desbloquear todo su potencial mientras seguimos trabajando juntos. Antonio se convirtió en un piloto muy rápido, incluso con un compañero tan duro como Kimi como punto de referencia, y esperamos que mejore aún más a medida que aumenta su experiencia. Sus comentarios técnicos, su ética de trabajo y su positivismo nos ayudarán a seguir haciendo avanzar a nuestro equipo, y también ayudará mantener una alineación sin cambios para la próxima temporada», agregó Vasseur.

A Giovinazzi también lo ayudó el hecho de que su entrada en la F1 llegara de la mano de Ferrari, que lo propuso para uno de los dos asientos de Alfa, ya que le tiene en gran valor después de su trabajo como piloto de pruebas y desarrollo en Maranello.

Después de Austin, donde terminó 14º, Giovinazzi insinuó que el anuncio era inminente, diciendo que «veremos la próxima semana» si hizo lo suficiente para seguir en Alfa Romeo en 2020, y ya fue confirmado. «Estoy muy feliz de quedarme con el equipo para 2020. Estoy agradecido por el increíble nivel de apoyo que recibí en mi primera temporada completa en la Fórmula 1: todo el equipo estuvo a mi lado desde que llegué y estoy deseando continuar nuestro viaje juntos», sostuvo el piloto de 25 años.

«Aprendimos mucho este año y estoy seguro de que podemos dar un gran paso adelante la próxima temporada. Ya no seré un novato, así que no habrá excusas: quiero ser competitivo desde el comienzo de la temporada y devolver la confianza que el equipo ha demostrado en mí», añadió el italiano.

Esto cierra la puerta de la F1 a Hülkenberg, que no está entre los aspirantes al segundo auto de Williams, que se espera sea para el actual líder de Fórmula 2, Nicholas Latifi. El piloto alemán ya descartó pasarse a la IndyCar y Fórmula E si no tenía lugar en F1, pero el DTM parece una posibilidad real.

Sus representantes ya mantuvieron conversaciones para correr el certamen germano, con BMW como el destino más probable. Me parece divertido. No estén tan seguros de eso. El martes no se anunciará nada, confíen en mí», comentó sobre los rumores.

El paso al DTM no significaría necesariamente el final de la carrera de Hülkenberg en la F1, ya que varios asientos quedarán disponibles para 2021, aunque el alemán descartó un papel de piloto de reserva o de simulador para 2020.

Hülkenberg llegó a la F1 después de una brillante carrera amateur, incluyendo el título de GP2 en su debut y ganando la serie A1 Grand Prix con el equipo de Alemania. Sin embargo, el piloto de 32 años nunca tuvo un auto de punta en la F1 y tiene el récord de carreras sin subir al podio.

S.B