La primera parte de la temporada alternó buenas y malas para Pablo Vuyovich, motivo que lo llevó a encarar la próxima fecha y la continuidad del año deportivo cambiando de equipo y con una modificación radical en lo que respecta a la unidad que estará utilizando luego de su experiencia sobre un Toyota Etios.

A partir de la próxima fecha, el piloto salteño estará subiéndose a un Fiesta Kinetic, destacando que la unidad es atendida por Lucas Benincasa al tiempo que Ariel Guerini atenderá los impulsores. Más allá de un breve tiempo de adaptación que espera dar por cumplido rápidamente, la mente está puesta en poder ser protagonista en el corto plazo, sabiendo que el modelo ya cuenta con un tiempo de desarrollo apreciable y todo dependerá de cuan rápido se sienta a gusto con la unidad.

Al tratarse de un auto que tuvo presencia en pista, los detalles son menores respecto de su última experiencia, habiendo cumplido con un repaso completo y algunas modificaciones de rutina más allá del aporte fundamental que pueda hacer el propio Vuyovich una vez que se suba y pueda generar sus propias conclusiones.

«Decidimos apostar por un Fiesta Kinetic bajo atención de Lucas Benincasa para tratar de recuperar algo de terreno en función del campeonato e involucrarnos fecha tras fecha en los primeros planos de la clase mayor. La idea es ser protagonistas desde un primer momento, esperando ascender en el campeonato y tratar de tener la mejor segunda parte de año posible», indicó Vuyovich al respecto.

S.B