Sebastian Vettel es nombre propio del Mundial de Fórmula 1. A pesar de que aún tiene firmado una temporada más con Ferrari, por los múltiples errores acumulados por estos dos últimos años y el notable rendimiento de Charles Lelcerc, han hecho aflorar diversos rumores sobre el futuro del tetracampeón.

Si bien Mattia Binotto confirmó en el Gran Premio de Austria 2019 que la Scuderia no se plantea una permuta en su actual alineación con vistas al 2020, Christian Horner no hizo demasiados esfuerzos por desmentir el rumor que sitúa a Sebastian Vettel de nuevo a la casa de los monoplazas azules.

«Tenemos buenos recuerdos de la época de Sebastian. Es parte de la historia de nuestro equipo. Ganó cuatro título y muchas, muchas carreras junto con nosotros. También logró la primera victoria de Red Bull en la Fórmula 1. Tenemos una relación especial con Sebastian.

Aunque ahora está conduciendo para Ferrari, todavía viene a ver a los mecánicos muy a menudo. Conoce la mayoría de las caras. Todavía es un amigo del equipo, y estaba muy contento por nuestro resultado en el Red Bull Ring. Hay respeto y amistad mutuos», afirma Horner.

Según informa la prensa alemana, estas declaraciones forman parte de una estrategia ideada desde la cúpula de Milton Keynes para hacer ver al piloto alemán que la puerta de la fábrica del condado de Buckinghamshire no está cerrada en caso de que decida abandonar Maranello cansado de las críticas que recibe desde Italia y del escaso apoyo del equipo tras la llegada de Leclerc.
p.g.