Kalle Rovanperä tendrá un asiento en el equipo oficial Toyota Gazoo Racing en la próxima temporada del Campeonato Mundial de Rally, convirtiéndose en el más joven de la historia en tenerlo. El manager del piloto de 18 años invocará una cláusula en su contrato actual de dos años con Skoda para dejar al fabricante checo a finales de año. Las fuentes de Motorsport indicaron que manejará un tercer Yaris WRC desde principios de 2020.

Todas las partes negaron que se haya cerrado el acuerdo, pero el manager de Rovanperä, Timo Jouhki, le confirmó a Motorsport que pensaba que el actual líder del WRC 2 Pro estaba listo para dar el salto. «Skoda fue muy, muy bueno con Kalle. Él hizo muchas pruebas y éste fue un lugar excelente, pero ahora llegó el momento», manifestó Jouhki.

«Queríamos ver cómo progresaba con las notas, trabajando con el equipo, su condición física, trabajando con los medios de comunicación y todas estas cosas, y progresó en todas las áreas. Probablemente progresó más de lo que pensábamos. El objetivo era que él hiciera experiencia en todos los eventos. Al final de esta temporada, habrá competido en todos los rallies del Mundial», agregó su representante.

Makinen expresó que era «demasiado pronto» para comenzar a hablar sobre los pilotos para la próxima temporada, pero agregó que de ahora en adelante estará pensando en su alineación para 2020.

Rovanperä ya probó el Yaris WRC, conduciendo el auto por primera vez durante una sesión de resistencia en 2017. Los rumores sobre el cambio del finlandés a Toyota surgieron desde entonces, pero el propio Rovanperä se mantiene tranquilo sobre el movimiento. «Si la temporada continúa así, creo que podemos ir a los autos grandes. Podemos ir allí y aprender o podemos usar la opción con Skoda y quedarnos un año más, porque todavía hay mucho que aprender de las condiciones de los eventos», sostuvo el finlandés.

«Vi en Portugal y Cerdeña que la primera vez que vas a un nuevo rally siempre es difícil. Así que aprenderé con Skoda o iré con el auto grande», añadió Rovanperä. Motorsport entiende que había interés en Rovanperä por parte de M-Sport y Hyundai, mientras que Citroën mantendrá fija su alineación para la próxima temporada con Sébastien Ogier y Esapekka Lappi.

El finlandés será así el más joven en debutar en la categoría principal del WRC con un equipo oficial. La noticia de que Rovanperä -hijo del ex campeón Harri Rovanperä- conducirá uno de los tres Yaris WRC la próxima temporada probablemente tendrá consecuencias en el mercado de pilotos, pero esta temporada gran parte del movimiento dependerá de si Ott Tänak permanece en Toyota.

S.B

Compartir