Pirelli, proveedor de neumáticos de la Fórmula 1, reveló la elección de los equipos para la primera carrera de la temporada, que será el Gran Premio de Australia. La compañía italiana contará con cinco compuestos en 2019, a diferencia de los siete que tuvo el año pasado, e irán del más blando (C5) al más duro (C1).

Para la competencia que abrirá el campeonato, Pirelli seleccionó los compuestos C2, C3 y C4, que durante el fin de semana de carrera serán conocidos como blando, medio y duro. Al igual que lo sucedido en 2018, todos los equipos optaron por el neumático más blando como su opción preferida.

Mercedes, equipo campeón, al igual que sus rivales Ferrari y Red Bull, tendrán un total de nueve juegos de neumáticos del C4 a su disposición para cada piloto en el fin de semana de Melbourne. Todos sus pilotos de los tres equipos mencionados, con la excepción de Charles Leclerc, de Ferrari, eligieron un solo juego del neumático más duro, mientras que el monegasco optó por tener dos.

Renault es el único equipo que elegió más neumáticos C4 –diez juegos para cada piloto- mientras que Racing Point y Williams tuvieron la elección más conservadora con ocho juegos del compuesto más blando.

La temporada comenzará el fin de semana del 15 al 17 de marzo, en el circuito de Melbourne, para disputar el Gran Premio de Australia.

S.B