Con sólo una competencia llevada a cabo dentro de la Clase 1 del Turismo Pista, Mariano Sala decidió emprender un salto deportivo, incursionando desde la próxima temporada en la Clase 2 y llevando a cabo de esta manera un nuevo desafío, mostrándose con la mayor continuidad posible y sumando experiencia más allá de la adquirida en la fecha de la cual tomó parte durante el último año.

Para darle forma a este nuevo paso que llevará a cabo, Sala adquirió un Chevrolet Corsa, que se está alistando de la mano de Favio Fiornovelli, mientras que Wilson Cerminato se encargará de la motorización, destacando que lo conoce a Sala por haber trabajado con anterioridad y tendrá su primera experiencia laboral dentro de la categoría. Los trabajos en el auto están avanzados y se espera poder tenerlo en condiciones para los primeros días de febrero, cuando se llevará adelante una jornada de pruebas que sirva para ir conociendo la unidad y llegar con cierta base de trabajo a la apertura del año en Olavarría.

«Tras haber pasado por la Clase 1 decidimos sumarnos a la Clase 2 desde este año. Compramos un Corsa y lo estamos alistando junto al equipo para tenerlo en las mejores condiciones y probar a la brevedad, ya que no conocemos el comportamiento del mismo. En los motores trabajará Cerminato, a quien conozco y tendrá su primera experiencia dentro del Turismo Pista. La mayor meta es tener continuidad deportiva todo el año e ir adaptándome al auto y a la clase con el correr del año», manifestó Sala al respecto.

S.B