Sébastien Loeb consiguió su primera victoria en el Campeonato Mundial de Rally tras más de cinco años, en un final vibrante del Rally de España. El nueve veces campeón del mundo, en su última participación de la temporada con Citroën Racing, se impuso al defensor del título, Sébastien Ogier, por 2,9 segundos, en un intenso final de la prueba de superficies mixta de cuatro días.

El consuelo de Ogier fue que recuperó el liderazgo del campeonato por tres puntos a Thierry Neuville a falta de una fecha para el final. El belga descendió del tercer al cuarto puesto, y perdió los puntos de bonificación cruciales, después de golpear una piedra cerca de la meta.

Loeb, que se retiró de la competición a tiempo completo en 2012, subió por última vez al podio de los ganadores en Argentina en 2013. El francés se colocó tercero de la noche a la mañana, pero se puso en cabeza al ganar los dos primeros tramos del domingo, con una elección de neumáticos inspirada que cosechó sus recompensas, en lo que significa su 80ª victoria dentro de la especialidad.

Las rutas asfaltadas se secaron rápidamente después de la lluvia que cayó por la noche y el piloto de 44 años fue el único que apostó por los neumáticos de compuesto duro, que le proporcionaron un mejor agarre que la opción más blanda preferida por sus rivales. Loeb cedió unos segundos vitales al realizar un trompo en la penúltima especial para permitir a Ogier acercarse con su Ford Fiesta.

Pero Loeb no cedió en la última especial de 14,50 kilómetros para conseguir su novena victoria en España. «La información que teníamos del equipo meteorológico era correcta. Las carreteras se estaban secando y sabía que si utilizaba neumáticos duros en estas condiciones podría ser rápido», indicó al respecto.

«Ganar después de casi seis años es increíble, pero hacerlo en una batalla como ésta, donde se mantiene la emoción hasta la misma línea de meta, es increíble. Nunca creí que volvería a ganar», agregó Loeb.

Los errores en la elección de los neumáticos al principio del rally le costaron caro a Ogier, pero la notable lucha por el título de esta temporada volvió a su favor cuando el Neuville tocó una piedra cerca de la meta. El impacto rompió la rueda trasera derecha de su Hyundai i20 y permitió a Elfyn Evans, compañero de equipo de Ogier, arrebatarle el tercer puesto y ayudar a su compañero a conseguir el liderato. Evans terminó a 0,5 segundos de Neuville.

Dani Sordo finalizó 1,6 segundos más atrás en la quinta posició; mientras que el líder inicial, Ott Tänak, remontó hasta la sexta después del pinchazo del sábado. El estonio está a 23 puntos de Ogier y con un máximo de 30 puntos en juego en la última carrera, sus esperanzas penden de un hilo.

Esapekka Lappi terminó séptimo por delante de Jari-Matti Latvala, compañero de equipo con el Toyota Yaris y que fue líder de la noche a la mañana. El finlandés se mantuvo segundo hasta que chocó contra una barrera en la penúltima especial, pinchó su neumático delantero izquierdo y cedió casi 50 segundos. Craig Breen y Andreas Mikkelsen completaron el top 10.

En el Power Stage, el triunfo quedó en manos de Tänak, escoltado por Ogier, Loeb, Evans y Sordo.

En el campeonato, el líder es Ogier con 204 puntos, escoltado por Neuville (201), Tänak (181), Lappi (110) y Latvala (102).

La próxima fecha, que será la última de la temporada, se disputará del 15 al 18 de noviembre, donde se llevará a cabo el Rally de Australia.

    Final – Rally de España    

Pos. Piloto Tiempo Dif. Ant. Dif. 1º
1. 10 Sébastien Loeb 3:12:08.0
2. 1 Sébastien Ogier 3:12:10.9 +2.9 +2.9
3. 2 Elfyn Evans 3:12:24.5 +13.6 +16.5
4. 5 Thierry Neuville 3:12:25.0 +0.5 +17.0
5. 6 Dani Sordo 3:12:26.6 +1.6 +18.6
6. 8 Ott Tänak 3:13:11.9 +45.3 +1:03.9
7. 9 Esapekka Lappi 3:13:24.6 +12.7 +1:16.6
8. 7 Jari-Matti Latvala 3:13:34.4 +9.8 +1:26.4
9. 11 Craig Breen 3:14:15.0 +40.6 +2:07.0
10. 4 Andreas Mikkelsen 3:14:56.2 +41.2 +2:48.2

S.B