Tras efectuar un intenso ensayo con Mercedes y Ferrari en el circuito de Paul Ricard hace tres semanas, Pirelli ha vuelto a desarrollar en pista los neumáticos para la próxima temporada de la Fórmula 1, esta vez en el autódromo de Suzuka en Japón, y con el equipo Renault.
La estructura francesa fue la única presente en el ensayo, trabajando en principio el martes el piloto Jack Aitken, representante del programa de desarrollo Renault, que giró por espacio de 104 vueltas al trazado de Suzuka.
En tanto el miércoles fue otro de los piltos de Renault el encargado de probar. Artem Markelov, dio 73 giros bajo el agua producto de la lluvia que cayó durante esa jornada, motivando así a Pirelli para aprovechar a testear las gomas para piso húmedo y también el set de intermedios.
Pirelli contará con una prueba final en México, en el autódromo «Hermanos Rodríguez», y el equipo Sauber con pilotos a designar será el encargado de realizar el test una vez que finalize el Gran Premio de México.