El nombre de Gabriele Tarquini pasará a la historia como el primer ganador de la nueva era de la Copa Mundial de Autos Turismo (WTCR) en Marrakech, esto luego de resistir los ataques de Thed Björk para dirigir a un doblete de Hyundai.

El veterano Tarquini saltó a la punta desde el segundo lugar al comienzo de la carrera y controló a sus rivales en dos reinicios de seguridad para construir una ventaja que le permitió defender su ventaja a partir de ese momento. Rob Huff completó el podio en su Volkswagen Golf GTi del equipo Sebastien Loeb Racing.

Tarquini tuvo un mejor arranque al comienzo de la competencia. Detrás de la pelea por el liderato, Mehdi Bennani atacó a Esteban Guerrieri desde el principio, antes de que Frederic Vervisch desencadenara un incidente en la primera curva cuando frenó tarde y se metió en la parte trasera del Honda Civic de James Thompson. Posteriormente, Vervisch detuvo su Audi en la pista, obligando a la salida del Auto de Seguridad antes de desplegar una bandera roja.

En el reinicio, Tarquini se mantuvo al frente con una diferencia de 1.338 segundos sobre Björk, pero todo quedó rápidamente neutralizado cuando el compañero de equipo de Tarquini, Norbert Michelisz, quedó detenido en la pista cuando uno de sus neumáticos se desprendió de su Hyundai.

En el nuevo reinicio, Tarquini, Björk y Huff se compactaron para mantener la pelea. En poco tiempo, el dueto de Hyundai se alejó del Volkswagen y entraron en una batalla privada por el liderato, pero Björk luchó para acercarse lo suficiente a Tarquini para buscar la victoria. Tarquini se mantuvo por delante hasta el final.

El campeón de la Serie Internacional TCR, Jean-Karl Vernay, llevó su Audi RS3 LMS al cuarto sitio por delante de Bennani. Sin embargo, el marroquí recibió un recargo por un toque a Guerrieri, por lo que concluyó noveno, mientras que el piloto de Mataderos logró la sexta posición en la competencia.

S.B

Compartir