sebastien-ogier

Sébastien Ogier probará un Fórmula 1 la próxima semana. El piloto francés, que actualmente marcha líder del Mundial de Rally a pesar de las dudas al comienzo del año por su incorporación al M-Sport tras la salida de Volkswagen, aprovechará para probarse con los monoplazas.

El tetracampeón del mundo de rally se subirá a un Red Bull en el circuito A1 Ring, en Austria, propiedad de los dueños de la bebida energética. De esta forma, completará algo que el francés ya había comentado en anteriores ocasiones, su deseo por probar un F1. No será el primer piloto de rally en animarse con los monoplazas, después de que lo probara hace años un campeón como Sébastien Loeb.

Actualmente, Ogier lidera el Mundial después de siete pruebas disputadas con 139 puntos, 21 por delante de Thierry Neuville, su más inmediato perseguidor.

S.B