bebu-girolami

Tiago Monteiro, con un Honda, se aseguró la pole position para la carrera principal del domingo del WTCC en Marrakech, donde el argentino Néstor Girolami se ubicó segundo con uno de los Volvo oficiales y Esteban Guerrieri fue 11°.

Monteiro había sido el más rápido en la segunda parte de la clasificación, pero se guardó lo mejor para la Q3 para asegurarse su cuarta pole dentro del Mundial de Autos de Turismo.

El piloto portugués fue el último en completar la Q3 y marcó una vuelta de 1m21s792 en el circuito callejero Moulay El Hassan con su Civic oficial, asegurándose cinco puntos para el campeonato.

Girolami fue el único piloto de Volvo en ingresar a la Q3 y clasificó en la primera fila en el inicio de su campaña como piloto del fabricante sueco a tiempo completo. El piloto de Isla Verde, quien había tenido una participación con Volvo el año pasado en Motegi y también disputó dos carreras con un Honda Civic en 2015, logró meterse entre los Honda de fábrica con una vuelta de 1m22s031, superando a Nobert Michelisz, el más veloz de los entrenamientos, por 0s066, quien iniciará tercero la carrera principal.

Rob Huff fue el primer piloto en salir a la pista en la Q3 y largará cuarto en la carrera principal con el Citroën C-Elysée del Munnich Motorsport, mientras que Mehdi Bennani fue el otro piloto en llegar a la Q3 con un C-Elysée de Sébastien Loeb Racing.

Fuera de los cinco primeros, los Volvo S60 de Nicky Catsburg y Thed Bjork ocuparon la sexta y séptima posición respctivamente, delante de Tom Chilton.

Yann Ehrlacher, décimo en clasificación, iniciará su primera carrera en el WTCC desde la pole a sus 20 años después de asegurarse la pole position para la primera competencia gracias al sistema de grilla invertida.

S.B