0025

Bruno Armellini (Peugeot 408 – DTA) se llevó la final de TC2000 en el autódromo “Rosendo Hernández” de San Luis bajo un diluvio. El podio fue completado por el nuevo puntero del campeonato, Antonino García (Ford Focus – RAM Racing Team Paladini) y Luciano Farroni (Ford Focus – RAM Racing Team Paladini). García es el nuevo puntero del campeonato a solo dos competencias para terminar la temporada.
La primera fila de partida tenía a Humberto Krujoski (Toyota Corolla – Escudería Río de la Plata) y Armellini, ambos en busca de tener su bautismo triunfal en finales de TC2000. Para las 12:35, la hora en que estaba programada la largada, la lluvia se hizo presente con mayor intensidad que nunca en todo el fin de semana. La largada, fue con procedimiento de pista húmeda, y tuvo a Krujoski como líder cómodo, seguido por Armellini y Emmanuel Cáceres (Honda Civic – PSG16 Team). Farroni, otro de los aspirantes al título, se propuso ganar puestos, y comenzó su intento de avance. Gianfranco Collino (Fiat Linea – Pro Racing), quien partía como puntero del campeonato, debió largar último por trabajar en la grilla de partida, cuando no estaba permitido. Sin dudas fue el primer golpe de efecto de lac carrera, que se preveía iba a ser complicada. En la primera vuelta se produjo un fuerte golpe entre Emanuel Abdala (Peugeot 408 – Riva Racing) y Santiago Mallo (Renault Fluence – Vitelli Competición), lo que provocó el primer ingreso del Auto de Seguridad, mientras el salteño Facundo Conta (Fiat Linea – Pro Racing) debió ingresar a boxes por problemas de visibilidad, lo mismo hicieron Danilo D’Angelo (Ford Focus – VCP Racing), y Franco Crivelli (Peugeot 408 – Riva Racing). Además, pasó por pits Tomás Cingolani (Fiat Linea – 97 Racing). En el tercer giro los autos tomaron velocidad nuevamente, en el relanzamiento Armellini primereó a Krujoski en la curva uno, y con roce incluido, saltó a la punta de la competencia. Lo propio hizo Augusto Scalbi (Renault Fluence – JM Motorsport, para tomar el tercer puesto que estaba en manos del mendocino Cáceres. Sebastián Pereyra (Fiat Linea – Pro Racing) y Juan Ángel Rosso (Ford Focus – RAM Racing Team Paladini) también se tocaron en el fondo del pelotón. La poca visibilidad producto del spray y de la lluvia que caía con mayor intensidad, impedía el normal desarrollo de la carrera. Krujoski pareció quedar con su Toyota Corolla herido, mientras que Collino debió abandonar la carrera, y así la punta del campeonato en la tercera vuelta, tras cortarse el cable de su acelerador. En la cuarta vuelta, Cáceres recuperó el tercer lugar sobre un Scalbi que salió patinando a la recta principal, en unas condiciones que se hacían cada vez más difíciles. Crivelli se despistó y pese a que pudo volver al asfalto, forzó el ingreso del segundo Auto de Seguridad. En ese momento, también se fue afuera Conta, mientras que Federico Iribarne (Renault Fluence – JM Motorsport) aprovechó para pasar nuevamente por boxes. Allí, tras el anuncio del A.S., Martín Moggia (Fiat Linea – Pro Racing) superó a Scalbi, algo que los comisarios deportivos decidieron observar, por lo que luego el piloto del Pro Racing debió retroceder hasta detrás de su rival. En el relanzamiento vino el segundo golpe de escena de la final: Cáceres tocó de atrás a Krujoski y lo dejó fuera de pista en la curva uno, mientras Farroni superaba a Scalbi para alcanzar el quinto lugar. La maniobra entre el Honda Civic y el Toyota Corolla obligó el tercer ingreso del Auto de Seguridad. El piloto mendocino del PSG16 Team argumentó en la comunicación por radio que se trabó el acelerador de su auto, y por eso impactó contra el piloto correntino. Sin embargo, los comisarios deportivos decidieron excluir a Cáceres por esta maniobra en la vuelta número once. Las condiciones seguían empeorando, la lluvia no cesaba y el Auto de Seguridad no podía abandonar la pista. El tercer ingreso del Auto de Seguridad sería definitivo, puesto que al llegar a la vuelta 17 se cumplió el tiempo máximo establecido para la final. Por esta razón, el triunfo quedó para Bruno Armellini, seguido por García y Farroni. Scalbi fue cuarto, mientras que quinto arribó Moggia. Manuel Luque (Ford Focus – Escudería Río de la Plata) fue sexto, a continuación llegaron Mario Gerbaldo (Ford Focus – RAM Racing Team Paladini) y Federico Panetta (Ford Focus – Escudería Río de la Plata). Sebastián Martínez (Chevrolet Cruze – Pro Racing) y Lucas Yerobi (Volkswagen Vento – Escudería FE) completaron los diez primeros. El campeonato tiene a García como líder, con 183 puntos, escoltado por Farroni con 171, tercero es Scalbi con 170, luego Collino con 167 y Cáceres con 157. El torneo de marcas es liderado por Ford con 522 puntos, seguido por Fiat con 416 y Renault con 337. Entre los equipos, manda el RAM Racing Team Paladini con 425 unidades, detrás quedaron el Pro Racing con 379 y la Escudería Río de la Plata con 345.

Compartir