Rosberg227

El piloto alemán Nico Rosberg (Mercedes) se mostró resignado tras abandonar en el Gran Premio de Singapur por diversos problemas en su Mercedes.
«Fue un mal día. El volante no iba, por lo que nada en el auto funcionaba, no tenía fuerza electrónica. Estaba ‘enfermo'», aseguró Rosberg al terminar su carrera. «Para mí no era un riesgo hacer la parada en boxes, yo sabía lo que tenía que hacer. Lo mejor para todos era no continuar», continuó.
Consultado sobre lo apretado que queda el Campeonato de Fórmula 1 luego de lo ocurrido en Singapur, el alemán fue tajante: «Para mí es negativo, para vosotros está bien».