Ibarra

Luego de su paso sobre un Chevrolet Corsa y sin haber terminado de encontrar los resultados buscados, el joven piloto de Clase Tres ha decidido encarar un cambio pensando en la recta final de su primera temporada dentro de la categoría, en la cual la sumatoria de experiencia aparece como la principal meta trazada.
Luego de no haber podido cerrar un buen trabajo final en la pasada competencia, con pilotos invitados, Sebastián Ibarra tomó la determinación de desvincularse en excelentes términos del equipo de Gabriel Bianco para integrarse al Diego Lopez Racing, estructura que cuenta con la atención del VW Gol propiedad de Martín Hermida y que ha sido utilizado por Lucas Yerobi por última vez a comienzos de la presente temporada.
“Se cerró una etapa y tomamos la determinación de afrontar un cambio en la parte deportiva encarándolo junto al equipo de Diego Lopez y con el auto propiedad de Martín Hermida. Estamos muy entusiasmados por el hecho de volver a conducir un VW Gol y hacerlo con un auto que siempre anduvo bien cuando se lo puso en pista. Espero seguir acumulando experiencia dentro de la Clase Tres y tener un poco más de suerte. La idea es estar presentes en Concordia, lo cual concretaremos de no mediar inconvenientes” Manifestó Ibarra.
Por estos días, el auto se encuentra en el taller del equipo de Lanús, en donde se está encarando el armado para poder dejarlo en condiciones pensando en realizar una prueba previa a la próxima fecha. Además, Jorge Caruso trabaja sobre los motores con el mismo objetivo y siempre teniendo como horizonte el “Gran Premio Catamarán Patagonia Argentina” que tendrá lugar el último fin de semana de agosto en el renovado circuito de Concordia.

Compartir