logo-dakar-2014

El Dakar de 2014 propondrá, durante cinco etapas, un recorrido diferente para los coches y para las motos, lo que incrementará la dificultad y hará más interesante la carrera, según los organizadores, que desvelaron en París detalles de la próxima edición.

El rally, que comenzará el 5 de enero próximo en la localidad argentina de Rosario, se dirigirá hacia el norte, donde las motos entrarán, por vez primera, en Bolivia. Los coches se dirigirán directamente al desierto chileno de Atacama, donde dos días más tarde la caravana volverá a reunirse.

Además del tramo boliviano, los organizadores del Dakar previeron recorridos diferenciados en otras etapas, lo que les permite «ser más creativos y proponer terrenos más específicos desde el punto de visto deportivo», analizó Lavigne. «Los coches irán por rutas no marcadas por las motos, lo que sera más interesante la navegación. Tendrán que abrir la pista y eso les puede complicar las etapas. Además, reducimos el riesgo de accidentes en los adelantamientos», agregó.

El rally contará con más de 430 vehículos y más de 700 pilotos y copilotos de 50 nacionalidades diferentes, con un fuerte incremento de argentinos y chilenos, tercera y quinta naciones más representadas.

Los organizadores indicaron que el rally contará con las principales dificultades de otras ediciones y algunas nuevas, «con el fin de mantener siempre el interés de la competición», indicó Lavigne. En ese sentido, se han incrementado los kilómetros «maratón», sin asistencia exterior a los pilotos y se incluyeron dos etapas muy largas.

Compartir