lucio

Ni el frío de esa región de nuestro país, ni la tierra, ni la nieve… Nada impide que Lucio Álvarez se suba cada vez que lo desea al VW Gol Maxi Rally que adquirió y que ya tiene en su San Rafael natal. Eso sí, nada de tener al auto como un juguete, ya que el piloto mendocino que brilló en las últimas ediciones del Dakar en la clase autos se está preparando de la mejor forma posible para otro desafío: su debut en el Rally Argentino.
Hace unos meses, Lucio completó un programa de pruebas con dos instructores de lujo como el piloto Federico Villagra y el navegante José María Volta, quienes comenzaron a explicarle los secretos de la actividad de los derrapes y él quedó sorprendido. Ahora, en un campo de su propiedad, el mendocino completó un par de jornadas de ensayos sobre un vehículo que es diferente para él y que tiene muchas diferencias con uno de cross country, su especialidad. «Noto que, de a poco y tras cada vuelta que doy, le voy tomando más la mano. Me agrada mucho el auto y creo que me gustará mucho correr. Tengo mis dudas en cómo me sentiré al tener que escuchar a un navegante que me diga qué hacer; es algo que nunca experimenté y por eso no sé cómo me irá», aseguró.
Esa incertidumbre comenzará a despejarse cuando haga su estreno en la próxima fecha del Argentino, a realizarse del 23 al 25 de agosto en Villa Carlos Paz (Córdoba) y donde contará con la compañía de Leonardo Suaya en la butaca derecha. «Es el navegante que me han aconsejado y ya hablé con él», contó Lucio, quien este sábado 27 de julio partirá a Sudáfrica para estar en la presentación del equipo con el que competirá en el Dakar 2014. «Me quedaré allá para realizar tres o cuatro días de pruebas con ese vehículo y luego la idea es armar un ensayo con Leo y el Maxi Rally en estas tierras para trabajar en la confección de una hoja de ruta y ver bien cómo me adapto», agregó.
Ya pensando en su debut, Álvarez no se tiene mucha fe: «Seguramente voy a hacer un papelón como quien dice, ja. Noto que el ritmo es totalmente diferente al del cross country. Yo estoy acostumbrado a manejar mirando y no por lo que me dicen. Tendré que romper ese paradigma que uno tiene en la cabeza. Y cambiar ese chip llevará tiempo». Sin embargo, sabe que su objetivo es otro: mejorar en la conducción a bordo de un auto de rally y aprovechar los conocimientos para implementarlos también en el Dakar, en caminos que sean similares a la especialidad de los derrapes. Aunque Lucio también tiene claro el objetivo para sus participaciones en el rally: «En este 2013 quiero hacer la mayor cantidad de fechas posibles del Argentino para tratar de que la cabeza me haga ese clic y ya en 2014 encarar la temporada con otras metas», destacó

Compartir