lorenzo_preview_169

Jorge Lorenzo y su escudería, Yamaha Factory Racing, confirmaron que el campeón del mundo viaja este miércoles a California para tomar parte este fin de semana en la novena prueba del Campeonato del Mundo de MotoGP™ en el Mazda Raceway Laguna Seca.
Después del dramático fin de semana en Sachsenring, donde Lorenzo sufrió una fuerte caída en la que dañó la placa de titanio que le colocaron días antes en la clavícula izquierda que se fracturó en Assen, el campeón del mundo anunció a través de su cuenta personal de Twitter que regresaría en la carrera de Indianápolis después de las vacaciones de verano.
Ayer martes, el balear pasó una revisión médica en el Hospital General de Catalunya, en San Cugat del Vallés (Barcelona) en la que se pudo ver que su recuperación, tras la sustitución de la placa metálica doblada en Holanda por otra nueva que necesitó 10 tornillos, está siguiendo los cauces previstos.
Por otro lado, el barcelonés decide apurar el tiempo antes de viajar a Estados Unidos para trabajar con su fisioterapeuta y mejorar el estado de su clavícula izquierda.
Dani Pedrosa ya se recuperó de su fuerte caída del pasado sábado durante la tercera sesión de entrenamientos libres del GP de Alemania. Esa caída le hizo perderse la carrera el domingo y también el liderato, en poder ahora de su compañero de equipo Marc Márquez con una mínima ventaja de dos puntos.
Pedrosa viajará a Estados Unidos mañana jueves en lugar de hoy; así ganará un día de trabajo con su fisioterapeuta para mejorar el estado de su clavícula izquierda.
“Después del decepcionante fin de semana en Alemania, estoy contento por encontrarme mejor y agradecido de que la clavícula no esté completamente rota, aunque tener una fractura no sea lo mejor que puede pasar. Ahora tendré que volver a salir a la pista, ver en qué»

Compartir